dimarts, 20 de maig de 2014

69.- A Alfonso Díaz, rapsoda y poeta. .



Con musicales pompas dices la “Sonatina” (1),
los “Motivos del Lobo”(2) o “La casada infiel” (3)…
Y sabes con acierto poner una sordina,
si tu rapsodia suena demasiado cruel.
A veces ironizas y miras de soslayo,
mas suele tu arrogancia vencer en noble lid;
emociona el oirte recitar el “Piyayo” (4);
y suspiras, exánime, Portu bello Madrid.
Un día me quisiste llamar “polifacético”.
(Muchas cosas admiro. Muchas cosas yo sé).
Mis ardores inflaman mi corazón herético
y antes en mi cerebró la ortodoxia enterré.
Tu voz bella y sonora, de hombre que recita,
en nuestras horas íntimas hallamos por doquier.
Como poeta cantas a tu lejana hijita
¡y hablas como rapsoda a tu ausente mujer!
(1) Obra de Rubén Darío. (“La princesa está triste… ¿Qué tendrá la princesa?
(2) Obra de Rubén Darío.
(3) Obra de Federico García Lorca. (Y que yo me la llevé al río / creyendo que era mozuela..).
(4) Obra de José carlos de Luna sobre un personaje famoso en Málaga.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada